Nussecken

El Nussecke o triángulo de frutos secos es un pastel procedente de la gastronomía alemana.
Consiste en una masa de pasta brisa untada con una capa de frutos secos picados, nueces, almendras y avellanas, y opcionalmente una crema de leche.
Suelen llevar una mermelada entre las dos capas anteriores, tradicionalmente de albaricoque.

Se hornea en tiras y se corta después en triángulos o rectángulos. Estas piezas se mojan en chocolate de cobertura u opcionalmente se reparte el chocolate por la capa superior.

Ingredientes:

Para la masa:

300 gr harina

1 cucharadita de polvo de hornear

130 gr azúcar

2 huevos

130 gr mantequilla

Para la cubierta:

200 gr mantequilla

5 cucharadas agua o ron

200 gr azúcar morena

400 gr nueces, avellanas y almendras (troceadas al gusto)

6 cucharadas de mermelada (preferiblemente de albaricoque)

200 gr cobertura de chocolate

Preparación

Mezclamos los ingredientes necesarios para hacer la masa. La mezcla resultante es bastante blanda, la repartimos por el fondo de la bandeja que hemos elegido para hornear.

Anteriormente habremos untado la bandeja con mantequilla y espolvoreado con harina para que no se pegue. Como alternativa podemos utilizar papel de hornear.

Repartimos la masa por todo el molde de forma que quede una base uniforme .

Untamos la masa anterior con la mermelada de albaricoque.

En un cazo añadimos la mantequilla, el agua y el azúcar y calentamos hasta que el azúcar se diluya por completo (importante que nuestra mezcla no llega a hervir). Añadimos las nueces, las avenas y las almendras troceadas al gusto y mezclamos bien.

Repartimos la mezcla con frutos secos sobre la mermelada.

Llevamos al horno precalentado a 175º durante 30-35 minutos.

Dejamos enfriar en una rejilla. Es incluso mejor cuando se deja enfriar durante toda la noche.

Cortamos el pastel en rectángulos y posteriormente en triángulos.

Calentamos la cobertura de chocolate e introducimos las puntas de nuestros triángulos o repartimos la cobertura por encima.